Aire de Bardenas (Tudela/Navarra)

Hotel Aire de Bardenas ( Tudela / Navarra )

Carretera de Ejea km 1,500 31500 Tudela /Navarra (Navarra|España)

Teléfono:
948116666
fax:
948116348

Descripción

Tierra, fuego, agua… Aire. Una estación obligada en el itinerario de la hotelería emocional. Un vacío lleno de sentidos que abraza al automovilista cuando sale de Tudela y enfila la carretera de Ejea de los Caballeros. Nace abruptamente el desierto de las Bardenas Reales… ¡Qué impresionante soledad!

Apenas un palé de cajas verduleras indica, por una pista sin asfaltar, el camino al Aire de Bardenas. El paisaje inmediato es hosco, pero en la lontananza se columbra la vega del Ebro y sus repliegues mesetarios ensartados de molinos de viento. Por fin, tras un parapeto formado por pilas de cajas, el hotel se hace tangible. ¿O no? Sin vallado, sin otro contorno que el sugerido por las naves modulares y estos insólitos montones de cajas de hortalizas -las mismas que crecen en el huerto y que sirven de recetario casero para el restaurante- la frontera queda marcada por el espacio natural. No hay otras puertas en el campo.

Natalia Pérez y su familia han dedicado cinco años de trabajo al proyecto hotelero que más entusiasmo provoca hoy en toda Navarra. Evocación sin complejos de un campamento imaginario en medio de la nada a cargo de los arquitectos Mónica Rivera + Emiliano López. Una arquitectura sabia e inofensiva con el entorno, concebida para pasar desde lejos como una construcción agrícola más y fragmentada en una especie de cabinas frigoríficas de una sola planta varadas en el anonimato del desierto. En todas ellas nace una protuberancia de vidrio desde cuyo interior se obtienen unas dramáticas vistas del paisaje originado a su alrededor. Porque el paisaje aquí no es sólo el del desierto natural, sino el particular creado por los arquitectos con esas extrañas construcciones modulares que albergan los dormitorios. Una arquitectura de premio.

Lástima que luego toda esa vaciedad emocionante se llene de referencias hoteleras, de señalética obvia, de recepción al uso, de bar convencional, de salones intermedios cegados en su función de miradores… Incluso el parterre exterior se vuelve reconocible en su atavío de una plaza tradicional de pueblo. Pasado el trance, sigue el skyline inquietante de cámaras industriales atrapando los sentidos… Una línea invisible conduce al huésped por las pasarelas de hormigón y le invitan a ponerse a cubierto del cierzo tras los paneles de vidrio translúcido. En un requiebro, ¡oh!, aparece un patio alimentado con la presencia de un cerezo y una bañera de hierro con forma de plato. Entramos en el dominio particular de las habitaciones.

Aquí, la retina se ciega de repente por la naturaleza enmarcada en las narices de cristal. La cama dispuesta frente a estas protuberancias depara un amanecer glorioso, lleno de luz y de vida que reclama otro instante de reposo dentro de la misma nariz, acomodado sobre sus cojines y colchonetas, acaso importunado por el monitor de televisión que parece competir con la otra visión, la superlativa, la del paisaje árido y sin fin de la Bardena. Es tiempo de silencio y contemplación ensimismada.

Datos de interés

Habitaciones:

dobles: 8, dobles especiales: 10, triples: 11, suites: 4;
todas con calefacción, aire acondicionado, camas kingsize, monitor plano de TV LCD/Plasma, caja fuerte, minibar de pago, habitaciones no fumadores, carta almohadas, albornoz, secador de pelo


Instalaciones:

piscina exterior, zona WIFI, salas de convenciones con capacidad para 60personas , salón de estar, business centre


Comidas:

bar cafetería, restaurante


Se permite fumar:

Permitido fumar en los espacios privados al aire libre

+ hoteles para fumadores


Mascotas:

admitidas


Cierra:

Consultar.


Gerente:

Natalia Pérez Huerta

Tarifas

 
Precios Orientativos

Hab. individual

165 €

Hab. doble

190 €

Hab. doble especial

225 €

Suite

290 €

Desayuno

14 €

 

Tarjetas de crédito: MC, V, 6000

 

IVA (8%) no incluido

 

Opiniones




Magnífico hotel. Merece la pena el viaje. El trato es exquisito. Impresionante su arquitectura. Personalmente, uno de los mejores en los que he estado en mi vida. Un saludo a su recepcionista, Merche, que es una maravilla.

mikeltxor@terra.es, 09/09/2008

No dejan ver el hotel ni por dentro ni por fuera a quien en días de bullicio sólo viene a comer. A mí me ocurrió después de recorrer 200 kilometros desde mi casa.

eduardo@eazul.com, 02/09/2008

Favoritos Compartir
  Mapa del Hotel
publicidad
Favoritos Compartir

nuestros proyectos

           

notodohoteles.com es un proyecto de